No Edition Image
Suscribase y acceda
a la Edición Completa!

Buscador Temático
Usuario Registrado
usuario:...
password:

¿Olvido su Password?
 Edición de

>> Reaseguro

Endurecimiento de Tasas y Condiciones



Para los reaseguradores internacionales el mercado argentino resulta atractivo a pesar del momento que atraviesa la economía del país. Los operadores consultados estimaron que éste experimentará una actualización en sus tasas y condiciones siguiendo la tendencia internacional, tal como ocurrió el año anterior, pero no será de aplicación generalizada, sino que analizará a cada cedente en particular.


El volumen de primas cedido al exterior para el ejercicio 1999-2000 se incrementó en 1.195 millones de pesos, superando el 20% del primaje total del mercado. El 60% de las colocaciones fue realizada en directo por las compañías, mientras que el 40% se hizo a través de brokers.
El resultado técnico negativo de algunos ramos del reaseguro durante los últimos años inició un proceso de endurecimiento que ya se hizo notar durante las renovaciones de junio de 2000 y enero de 2001, con un moderado aumento de tasas y menor flexibilización en las condiciones.
Alberto Sáenz, presidente de General & Cologne Re (Sur) reflexionó sobre el ajuste ocurrido: "En la renovación del año pasado hemos notado ajustes en las tarifas de los XL en Automóviles, en algunos casos por incremento en las tasas y en otros por aumento de la prioridad. Otra área donde hubo un impacto enorme a partir de julio de 2000 fue Vida Previsional, que registró pérdidas durante los últimos cuatro o cinco años, y para junio del corriente año el panorama parece ser más duro aún". Además, el ejecutivo pronosticó que la situación de pérdida de dicho sector podría resolverse por incremento de precio, aumento de las retenciones o un cambio de la estructura del reaseguro para ese ramo.
En coincidencia, Ignacio Domínguez, presidente de Gerling Global Re, destacó: "Argentina no experimentó aún el encarecimiento ocurrido en otras regiones. No ha llegado aquí el endurecimiento que existe en el resto del mundo. Hubo un mínimo avance registrado en la renovación del año 2000, pero pienso que el cambio se notará realmente en junio".
En muchos casos las evaluaciones de montos de siniestros realizadas en 1993 o 1994 resultaron insuficientes a la luz de las sentencias conocidas posteriormente. La situación actual es muy distinta porque existe la experiencia de estas diferencias y del comportamiento de las sentencias, intereses y costas.
Sobre este tema, Beat Strebel, presidente de Swiss Re Argentina, señaló: "El reaseguro deber ser prudente en la suscripción y tarificación del ramo automotor que además de deficitario tiene una tendencia a subvaluar las reservas de siniestros, lo que conduce a tarificaciones insuficientes para el año en curso y a pérdidas mayores que las previstas para los años anteriores".
Por su parte, sobre la situación del sector de mala praxis médica, donde la frecuencia de reclamos se incrementa año a año durante el último quinquenio, Sáenz destacó: "Los reclamos siguen creciendo en forma significativa y no hay una correlación entre éstos y la tarifa aplicada a los contratos. Por lo tanto, pienso que también habrá novedades en este sector".
Para Roberto Mazzini, director de Swiss Re Argentina, existen puntos de contacto en el escenario del reaseguro latinoamericano y el mundial: "Ante un mundo en proceso de globalización el problema de las grandes empresas internacionales es adaptarse al cambio e inclusive, en el caso del grupo Swiss Re, adelantarse al mismo. En lo que se refiere en particular a la Argentina y Latinoamérica, el reaseguro debe seguir de cerca el rumbo de la economía en general y en particular los cambios en el ámbito de seguros como la creciente concentración y extranjerización del sector y los derivados de la política de la Superintendencia de Seguros de la Nación y de la liquidación del Instituto Nacional de Reaseguros. Fácil es pronosticar que a corto plazo nos encontraremos con un escenario diferente, al que seguramente el grupo Swiss Re se adaptará".

Las Expectativas de las Cedentes

"Las compañías grandes con fuerte dedicación al negocio corporativo, solicitan capacidad para homogeneizar sus riesgos y el servicio de cotización y liquidación de siniestros, mientras que las pequeñas y medianas buscan el rápido pago de los siniestros. Este mercado todavía no está en condiciones de demandar coberturas alternativas, porque para ello primero es necesario que los operadores de seguro directo tengan el capital suficiente para poder demandarlos", puntualizó Domínguez al ser indagado sobre las expectativas de las cedentes.
Por su parte, Sáenz coincidió en que no todos sus clientes anhelan el mismo tipo de servicio: "Algunos están esperando simplemente la mejor cotización. Otros, que los ayudemos a crecer en un mercado complicado dentro de un ambiente de resultado positivo, que aportemos nuevas ideas y productos o que les ayudemos a valuar sus estructuras de Reservas de Siniestros. Es decir, no hay una sola necesidad. No tenemos una estrategia global para el mercado. Tenemos una estrategia para cada cliente".
Alberto Avila, gerente general de Mapfre Re, también enumeró los aspectos más valorados por las cedentes: "Un comportamiento consecuente durante muchos años, un muy buen servicio de facultativos, un servicio de liquidación de saldos en tiempo oportuno, un equipo profesional de gente que comprende a las aseguradoras porque conoce el mercado y sus condicionamientos, la elaboración de cursos y seminarios y la solvencia del grupo". El ejecutivo consideró que el elemento de mayor preponderancia es la continuidad y la coherencia del reasegurador: "No puedo descartar el precio, pero aspiro a que este concepto contemple todos los aspectos que hacen a la relación entre cedentes y reaseguradores, y no exclusivamente una tasa".

Sáenz: "A pesar de los tres años de recesión, las bases económicas y financieras argentinas son sólidas. Una vez que los problemas que afectan a la credibilidad de este país sean solucionados, confío en las oportunidades que tenemos para crecer durante los próximos 6 ó 7 años. Es necesario poner toda la energía en mejorar los niveles de eficiencia con que nos movemos".

Mangini: "El incremento de los precios y la disciplina en la suscripción, especialmente en el negocio primario, deberían continuar en las sucesivas renovaciones, a fin de poder alcanzar los niveles razonables de rentabilidad que esta industria necesita".

Para el managing regional director de Latin American Re, Luis Ayala II, la característica más buscada es el respaldo: "La solidez económica para que esté disponible en el momento en que se los requiera ocupa el primer lugar en las prioridades de los aseguradores. El know how adquirido por trabajar en mercados similares con riesgos parecidos también es altamente valorado. Para una cedente es menos interesante un reasegurador con mucha experiencia en el mercado asiático que uno que posee, como en nuestro caso, una dedicación exclusiva a Latinoamérica. Además esperan una comprensión de nuestra parte respecto de sus limitaciones y problemas en el contexto de un mercado como el argentino. Aún así, lo más importante es la seguridad financiera. Que el reasegurador disponga del capital necesario para responder es un elemento crítico del negocio. El know how es importante, pero puede comprarse a un tercero. En cambio, la solidez financiera no".
Al mismo tiempo, Jorge Mangini, director general de American Re-Insurance Company, consideró que la calidad de servicio y la innovación son asimismo altamente requeridos: "A diferencia de lo observado en renovaciones anteriores, se nota hoy en día una mayor preocupación de las cedentes por contar en su cuadro de reaseguradores, con compañías que no sólo les otorguen la tranquilidad patrimonial y la solidez para responder en caso de siniestros; sino también que proporcionen un nivel de servicio y creatividad que les permita hacer frente a un cada vez más complejo y cambiante ambiente en los negocios. Este último aspecto, el referido a la disponibilidad de un socio' que colabore y respalde el desarrollo de nuevos servicios, soluciones y por qué no, negocios que las cedentes no puedan o quieran correr por sí mismas, se está convirtiendo en un valor agregado para aquellos reaseguradores que disponen de estas facilidades".

Una de las Claves: La Información

La información es determinante a la hora de la tarifación y constitución de reservas. Casi todos los reaseguradores consultados realizan sus propias valuaciones de riesgos dado que las diferencias entre su estimación y las del asegurador son muy importantes, sobre todo cuando se trata de RC de automóviles. En algunos casos la distancia entre un cálculo y otro alcanza al doble o triple del monto estimado por el asegurador.
Sobre este tema, Ayala opinó: "Algunas son admirables porque en muy poco tiempo han creado una base de datos creíble y útil. Otras no. Trabajamos sólo con aquellas que nos brindan las herramientas para realizar un análisis claro para poder concretar negocios".
Consultado sobre si las reservas durante los últimos 10 años hechas en base a la información de las cedentes ha presentado desvíos respecto de los montos pagados por siniestros, el ejecutivo de Latin American Re manifestó: "La diferencia ha sido enorme. Esa es la encrucijada de los '90. Me ha sorprendido la magnitud de las diferencias entre las reservas de los últimos años y los montos finalmente pagados, sobre todo en RC de automóviles. Será interesante analizar si las cedentes establecen reservas suficientes en función de lo experimentado durante los últimos años".
Por su parte, Elkin Hundt, gerente general de Münchener de Argentina, explicó: "Argentina necesita mayor transparencia y claridad en los ramos de long tail (cola larga), sobre todo en materia de jurisprudencia, reservas y manejo siniestral, así como en bases de indemnización. De igual forma en los demás ramos es básico tener información estadística muy completa, tendencias y proyecciones. De esta forma puede haber una mejor colaboración entre asegurador y reasegurador en la solución de problemas".

Evolución

Las funciones tradicionales de los reaseguradores se han modificado drásticamente en los últimos años. Y todo indica que esta transformación continuará. Las necesidades de las cedentes y la dinámica de la venta se mueven con una velocidad que requiere de ellos rápidas acciones para adaptarse. En este contexto, nuevas soluciones integrales y mayor focalización de los operadores aparecen como la clave de los nuevos tiempos.
Esta característica fue subrayada por Mangini al señalar: "Las funciones de los reaseguradores para con sus clientes han cambiado drásticamente en los últimos años a partir de la caída de los otrora compartimentos estancos entre el seguro directo y el reaseguro; como así también el cambio en las metodologías a nivel internacional, en lo referente a las herramientas y mecanismos utilizados para la financiación de riesgos. Estos aspectos obligan a pensar en términos de soluciones integrales que, entiendo, veremos con cada vez más frecuencia en nuestro mercado, como lo estamos observando en los internacionales".
Beat Strebel se refirió a las principales características que marcan el perfil de la empresa: "Focalizamos toda nuestra atención en las necesidades y problemas del cliente. No solamente al proveer reaseguro en condiciones competitivas, sino otorgando el máximo valor agregado a través de la transferencia de nuestros conocimientos y un nivel de asesoramiento que les permita una inmejorable competitividad. Nuestro plan es mantener y mejorar en la Argentina nuestra posición de proveedores líderes en soluciones no tradicionales".

Domínguez: "En el futuro sólo sobrevivirán las compañías de seguro directo que manejen el negocio profesionalmente. El resto, tarde o temprano, serán compradas o cerrarán sus puertas. Por ejemplo, si se compara la realidad del mercado argentino en momentos en que operaba el INdeR y actualmente, nos damos cuenta de que se trata de realidades completamente diferentes. Entonces, dentro de diez años veremos también cambios muy importantes".

Avila: "La valuación de los siniestros pendientes es un punto conflictivo, sobre todo en automóviles. Si las compañías y los reaseguradores tuviéramos la misma visión respecto del costo del siniestro, todo sería más fácil".

Sobre los aspectos que marcan una diferenciación de la reaseguradora europea, Domínguez expresó: "Cada compañía de reaseguro tiene su propia estrategia y en virtud de ella se posiciona en los distintos mercados. Por ejemplo, a nivel general puede decirse que los reaseguradores americanos se encuentran más cómodos en casualty, mientras que los europeos prefieren el property , sobre todo en coberturas proporcionales. Es decir, definitivamente tenemos que buscar los puntos fuertes para diferenciarnos de la competencia en aspectos como velocidad de respuesta, servicio al cliente y simpatía hacia cierto tipo de negocio. El reasegurador es una especie que, si bien no está en extinción, está experimentando una reducción del número de operadores globales. Muchos jugadores que operaban en América Latina se están retirando. Esto obedece a las pérdidas enormes que han tenido por falta de conocimiento del mercado".
Por su parte, Ayala reveló que percibe un cambio en la estrategia de sus colegas: "Cada vez más los reaseguradores estamos priorizando determinados aspectos del seguro y el reaseguro que hace que para esos casos tengamos ventajas competitivas respecto de otros". El ejecutivo considera que este proceso se acrecentará porque los clientes exigen cada vez mayor eficiencia.

El Futuro

Tal como fue señalado, los pronósticos de los operadores consultados indican que continúa la tendencia al endurecimiento del mercado, sin preverse cambios por los próximos dos o tres años.
Sobre este particular, Domínguez mencionó: "Sin dudas habrá un encarecimiento de tasas. No sólo es un proceso local sino global. Dado que los resultados no han sido suficientes, llega un momento en que los precios se tienen que adecuar al riesgo que se está corriendo. Los encarecimientos en otros países en la renovación de enero se han triplicado en algunos casos. Incluso las pocas renovaciones ocurridas en Argentina durante enero tuvieron encarecimientos importantes. Y ésta será, sin dudas, la característica de los próximos dos años".
En el mismo sentido se expresó Sáenz al declarar: "En las áreas donde no hay efectos catastróficos, las retenciones de las compañías de seguros van a incrementarse en los próximos cinco años. También intuyo que la participación de las multinacionales en el área latinoamericana va a crecer y como consecuencia de ello la estrategia de los reaseguradores tendrá que ser mucho más puntual y elaborada si es que se pretende tener éxito. El negocio será distinto porque las necesidades del cliente cambiarán. El ganador del mercado que viene será aquel que mejor interprete las necesidades del cliente del año 2005, que seguramente serán muy distintas que las de 1990".

Hundt: "Argentina necesita mayor transparencia y claridad en los ramos de long tail, sobre todo en materia de jurisprudencia, reservas y manejo siniestral, así como en bases de indemnización".

Ayala: "Estoy muy satisfecho con los logros de nuestro grupo en Chile, Argentina, Paraguay y Bolivia, y los avances de nuestros clientes. Estamos creciendo de forma importante. A fines de 1999 registramos un primaje de 16 millones de pesos mientras que a finales del 2000 la producción subió a los 41 millones".

Por su parte, Elkin Hundt observó: "Se ve un análisis más claro en cuanto a los ramos de long tail , como automóviles. Sobre todo en la parte de reservas de siniestros pendientes. Los precios de los XL dependen mucho de esta parte de las reservas así como de la exposición de la cartera. Debido también al resultado técnico negativo se presentarán aumentos de prioridades y tasas. Respecto de los demás ramos de daños, sus condiciones de renovación dependen de la siniestralidad individual de las compañías, así como de su evolución en los últimos años. Posiblemente habrá un aumento aunque no se verán diferencias substanciales en precios y condiciones respecto al último año como sucede en los XL catastróficos". Finalmente, Ayala coincidió al advertir: "Algunos colegas replantearán sus estrategias tomando posturas de seguidores y no de líderes como ocurrió hasta hoy. Habrá un cambio importante en Vida Previsional, tal como lo hubo en accidentes del trabajo. El ciclo de reducción de la capacidad todavía no ha concluido y pienso que algunos reaseguradores experimentarán cambios como resultado del período de extrema competitividad de los últimos 5 ó 6 años, al tiempo que seguirán aumentando los niveles de tasas. De todos modos, me parece que el futuro es muy prometedor. Nuestros clientes están fortificando su profesionalismo y creo que hay un compromiso para que el mercado florezca, y sea fructífero".

Mazzini: "Nuestro estrecho contacto con las cedentes nos permite trabajar en conjunto buscando qué nuevos productos necesita el sector. También su adaptación al mercado argentino es una tarea conjunta. Entendemos, por ejemplo, que Agro y Responsabilidad Civil tienen un amplio campo de desarrollo".

Strebel: "Si se produce un crecimiento de la región latinoamericana y el mismo descansa en fuertes inversiones que confían en el futuro, tendremos un panorama positivo para reaseguros no tradicionales. En efecto, es posible que esos inversores tengan necesidad de compartir o transferir algunos riesgos."

Aníbal Eduardo Cejas

 
Nota de tapa - Vida y Retiro - Index - Congresos - Seminarios - Seguros de Crédito - Riesgos de Trabajo - Seguros de Personas - Internacional - Reaseguros - Bancaseguros - Entrevistas


> Seguro Total
> Reactions
> EMTS

Revistas Internacionales Estadísticas Capacitación Ediciones Anteriores Novedades Misceláneas Internacionales Entrevistas Congresos Productores y Asesores Reaseguros AFJP Salud Vida y Retiro Seguros Generales Riesgos Agrícolas Crédito y Caución Riesgos del Trabajo Automotores Nota de Tapa Publicidad Quiénes somos Proyectos de Ley Suplemento de Legislación Actualidad Internacional Panorama Latinoamericano Actualidad del Mercado Productos y Servicios Agenda Internacional Indicadores Económicos Editorial